Psicología fisiológica y psicofisiología, diferencias clave

Aunque los términos puedan suscitar confusión, psicología fisiológica y psicofisiología son disciplinas independientes, con importantes diferencias.

Aunque tienen nombres muy similares, la psicología fisiológica y la psicofisiología tienen diferencias fundamentales, que nos permiten comprender la conducta y sus correlatos fisiológicos desde diferentes perspectivas.

Contenidos relacionados:

El objeto del estudio de la psicofisiología y psicología fisiológica, a pesar de sus diferencias metodológicas

Desde una perspectiva generalista, el campo de estudio de la psicofisiología y de la psicología fisiológica, a pesar las diferencias en su metodología, coincide en que ambas disciplinas intentan comprender cuáles son las respuestas fisiológicas previas y secundarias de diversas conductas (Andreassi, 2000), accediendo a conocimientos sobre el sustrato biológico de los diferentes procesos conductuales.

La principal diferencia entre psicofisiología y psicología fisiológica

La psicofisiología -recurrente en la psicología experimental- analiza, registra y procesa los cambios fisiológicos que tienen lugar ante determinadas circunstancias o ante la presentación de estímulos discretos, sin intervenir directamente sobre el sistema nervioso del sujeto. En este sentido la psicofisiología se limita a registrar un conjunto de señales psicofisiológicas, por medio de diversas técnicas y métodos.

Sin embargo, la forma en la que investigadores e investigadoras se aproximan al sujeto en psicología fisiológica conlleva el acceso al sistema nervioso. Mientras que en la psicofisiología no se realizan modificaciones en el organismo, y la evaluación es meramente observacional, en la psicología psicofisiológica se realizan modificaciones en el sujeto experimental, con el fin de explorar cómo afectan estos cambios su conducta (Andreassi, 2000).

La diferencias en las variables de estudio desde la psicofisiología y la psicología fisiológica

En este caso, hay una clara diferencia en cómo y en qué medida son usadas las variables dependientes e independientes (Andreassi, 2000) por cada una de las disciplinas:

  • Variables independientes: Hacen referencia a aquellas variables que pueden ser o son manipuladas.
  • Variables dependientes: Son las variables observadas y medidas, relacionadas con el objetivo del estudio.

Por lo tanto, dependiendo de cómo se observen y del nivel de manipulación de las variables, se puede determinar si el estudio se realiza desde la psicofisiología o desde psicología fisiológica (Andreassi, 2000):

Variables de investigación psicofisiología

En psicofisiología, las variables dependientes son fisiológicas, como la frecuencia cardiaca o la conductancia de la piel, mientras que las independientes –es decir, las que se modifican- son psicológicas, como la resolución de problemas o la toma de decisiones.

Variables de investigación en psicología fisiológica

Por el contrario, en psicología fisiológica, las variables dependientes son psicológicas, como el aprendizaje o la atención, mientras que las variables independientes son fisiológicas, como estimulación cortical o remoción de tejido cerebral.

Diferencia entre la psicofisiología y psicología fisiológica dependiendo del sujeto de estudio

Además de las diferencias referenciadas entre psicofisiología y psicología fisiológica dependiendo de las variables de investigación, el papel que desempeña el sujeto también es una forma de diferenciar estas ramas de estudio (Andreassi, 2000):

En la psicofisiología, se observa al sujeto intacto, sin realizar ninguna modificación en su organismo. Por esto se pueden realizar estudios en animales humanos.

En contraposición, en la psicología fisiológica se interviene en el sistema nervioso, modificando a los sujetos, ya sea de forma temporal -como la estimulación con electrodos en la corteza cerebral- o de forma permanente -produciendo lesiones en áreas específicas del cerebro con el objeto de observar cambios en el comportamiento-. Por este motivo, se utilizan modelos animales.

Del mismo modo, es preciso apuntar que existe cierta controversia respecto a lo que se entiende por un ‘sistema intacto’, pues las lesiones o el daño cerebral adquirido -DCA-, los trastornos del neurodesarrollo, las adicciones y los trastornos mentales, quedaría en una ‘zona gris’.

Diferencias en las técnicas de registro en psicología fisiológica y psicofisiología

Asimismo, al utilizarse diferentes tipos de variables y de sujetos experimentales, las técnicas varían dependiendo de si se esta experimentando desde la psicofisiología o desde la psicología fisiológica (Andreassi, 2000):

La mayoría de los registros desde psicofisiología se pueden tomar externamente. Son considerados no invasivos o mínimamente invasivos –en el caso de que se utilice medio de contraste-. Dentro de estas se encuentran las técnicas de neuroimagen o registros eléctricos.

En el caso de los registros por psicología fisiológica, se pueden utilizar las mismas herramientas, pero como medidas pre y post a la alteración del organismo.

Técnicas de estudio en psicología fisiológica

Como se mencionó previamente, el estudio desde psicología fisiológica se desarrolla en sujetos no humanos como peces, aves, roedores, gatos, primates y animales invertebrados, como pulpos y moluscos marinos. Algunos de los procedimientos experimentales incluyen (Green, 2017):

  • Implantación de electrodos para lesionar, estimular y registrar.
  • Implantación de cánulas para estimulación química.
  • Destrucción de tejido nervioso –lesiones cerebrales-.
  • Inyecciones de sustancias por vía intravenosa o intraperitoneal.

Posteriormente, algunos de los animales suelen ser sacrificados, con el fin de realizar estudios histológicos –evaluación de los cambios en el tejido-; si no hay posibilidad de rehabilitación o si presentan mucho malestar (Green, 2017). Por supuesto, los estudios en animales están ampliamente regulados, e incluso, ya existen algunos simuladores computacionales, que evitan el uso de sujetos vivos.

Técnicas de estudio en psicofisiología

En contraposición, la psicofisiología pretende entender qué cambios fisiológicos se presentan ante la presencia de ciertos estímulos, por ello las técnicas sueles ser no invasivas. Dentro de estas se encuentran (Paladines, 2017):

  • Técnicas psicológicas, como observación de la conducta, tests y entrevistas.
  • Técnicas de neuroimagen como tomografía y resonancia magnética, y sus derivados funcionales.
  • Registros eléctricos, como electroencefalograma o electrocardiograma.
  • Registros de la frecuencia respiratoria, temperatura y la conductancia de la piel.
  • Rangos visuales.

Conclusión

Podemos concluir que la psicofisiología y la psicología fisiológica, aunque comparten objeto de estudio y pertenecen al ámbito de estudio de la psicobiología, tienen unas diferencias claramente definidas en la forma en la que se aproximan al sujeto, y la forma en la que se definen las variables de estudio. Mientras la psicofisiología pretende determinar los cambios fisiológicos que se producen en presencia de determinadas condiciones, la psicología fisiológica busca entender la conducta, a la luz de los cambios fisiológicos.

Referencias:

  • Andreassi, J. L. (2000). Psychopsysiology: human behavior and physiological response. Lawrence Erlbaum Associates: Mahwah. Recuperado de: books.google.com.co
  • Green, S. (2017). Physiological Psychology. An introduction. New York: Routledge. Recuperado de: books.google.com.co
  • Paladines, F. (2017). Psicofisiología general. Quito, Ecuador: Editorial Universitaria Abya-Yala.
Sandra Correa
Licenciada en Psicología por la Universidad El Bosque (Colombia). Máster en Neuropsicología clínica. Experiencia de trabajo como docente, neuropsicóloga y psicóloga clínica en diversas entidades y en centro propio. Redactora especializada en Neurociencias en Mente y Ciencia.

Artículos diarios sobre psicología, neurociencias y salud para profesionales, estudiantes y mentes inquietas

CONTENIDO RELACIONADO

Sandra Correa
Licenciada en Psicología por la Universidad El Bosque (Colombia). Máster en Neuropsicología clínica. Experiencia de trabajo como docente, neuropsicóloga y psicóloga clínica en diversas entidades y en centro propio. Redactora especializada en Neurociencias en Mente y Ciencia.